Deja un comentario

El oráculo de Delfos

(Ver también el artículo Los oráculos a lo largo de la historia)

En la época Clásica Griega la consulta de los Oráculos llega a uno de sus momentos más Álgidos.

Muchos templos dedicados a sus divinidades pasan a ser llamados Oráculos, nombre que proviene de la actividad que se lleva a cabo dentro de ellos. Son en su mayoría edificios ricamente ornamentados y en ellos se aprecia la riqueza del momento que viven. Y sin duda uno de los Oráculos más famosos de esta época es el Oráculo de Delfos situado al pie del Monte Parnaso.

Este templo fue consagrado al Dios Apolo, algunas de las leyendas cuentan que en ese lugar se reunían diosas menores alrededor de unos manantiales y de un bosque consagrado a este Dios, se dice que Apolo se reunía con ellas y tocaba la Lira.

Cuenta también la leyenda que fue Apolo quien mato a la serpiente pitón que custodiaba una de las cuevas de este monte y que es de allí de donde procede el nombre de Pitia o Pitonisa, nombre que recibían las mujeres que eran capaces mediante trances de contactar con los dioses para realizar las preguntas de aquellos que acudían al templo a realizar sus consultas.

Estas también fueron conocidas como Sibilas tomando el nombre de la primera mujer que otorgo este cargo.

Hay que tener en cuenta que durante años este fue uno de los Oráculos más consultados y que a él acudía gente de todas las clases sociales de la época, no solamente grandes comandantes reyes, o personajes de alta alcurnia. La diferencia era la forma más o menos precisa de las predicciones que conseguían por el pago o donación que pudiera permitirse. ¿Cómo se consultaba? Podemos distinguir dos formas distintas de consulta.

1- La Adivinación por surte.

Usada habitualmente por las clases sociales medias o bajas. Se realizaba una pregunta para la que la respuesta fuera afirmativa o negativa, esta pregunta se escribía en una línea de plomo con la que se extraía una alubia de una tinaja. Si esta salía blanca la respuesta era afirmativa, en cambio si era negra la respuesta era negativa.

2- Consultar a través de la Pitonisa o Sibila.

Esta consulta bastante más cara que la anterior era requerida normalmente por las clases altas de la sociedad, políticos y comandantes. El día 7 de cada mes, día de Apolo, deidad del templo se acudía a consultar con la Pitonisa. Normalmente eran mujeres jóvenes ( sin importar la clase social, únicamente que hubieran tenido siempre un comportamiento intachable) que entraban en trance y se convertirán en portavoces de los Dioses. Sus respuestas eran enigmáticas y requerían de un sacerdote para su posterior interpretación.

Los Sumos sacerdotes eran considerados hombres Sabios y tenían una gran influencia política debido a que su capacidad para interpretar los mensajes que recibia la Pitia ( que es solo el medio mediante el que las deidades se comunican con el Sumo Sacerdote) de los Dioses eran claves en el porvenir de los hombres y mujeres que les consultan. En la época de mayor esplendor del templo llegaron a tener hasta a tres pitonisas a la vez para atender las numerosas demandas de la gente que acudía y que en algunos casos llegaban a estar varios días haciendo cola.

Hasta hoy día llegan algunas curiosidades que nos permiten hacernos una idea de lo importante que fue este templo y la gran influencia que tuvierón sus predicciones.

El Oráculo de Creso Último Rey de Libia consultó al Oráculo para saber si seria favorable atacar a los persas, la respuesta del Oráculo fue que si cruzaba el Rio Halys un gran Imperio seria destruido, creyendo que seria el imperio persa, el rey Halys atacó y efectivamente un imperio fue destruido, pero fue el suyo y los persas invadieron el territorio.

La leyenda de Edipo La leyenda de Edipo cuenta como el Oráculo de Delfos vaticino que Edipo asesinaría a su padre y se casaría con su madre pese a que ellos quisieron evitarlo e incluso mandando matar al primero de sus hijos. Esto no fue suficiente, la persona a la que se le ordeno no cumplió este veredicto y a raíz de ahí los acontecimientos acabaron por dar la razón al Oráculo ya que con los años efectivamente Edipo asesinó a su padre y se casó con su madre.

El Emperador Romano Adriano también visitó el Oráculo e hizo levantar allí una estatua en homenaje a su favorito Antinoo , que había fallecido ahogado en el Nilo de forma misteriosa.

Elisenda Toló i Casals, Profesora de Tarot de la Escola Mariló Casals

http://www.escolamarilocasals.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: